martes, 1 de marzo de 2016

Impacto humano en el ambiente

Impacto humano en el ambiente

Si pudiéramos observar a la Tierra desde su satélite natural, la Luna, luciría como un Planeta apacible, una esfera azul salpicada por masas de nubes, sumida en una aparente e inalterable calma. Las grandes cuencas oceánicas y los mares, los continentes, las islas y los hielos perpetuos de los polos, parecerían inmutables. Quizá tan sólo el movimiento de las nubes nos daría la impresión de que algo en ella cambia.

Mirando desde ahí, tal vez muy pocos sabrían que la apariencia actual de nuestro planeta es el resultado de la acción acumulada a lo largo de varios miles de millones de años de fenómenos naturales como los sismos, las erupciones volcánicas, los huracanes, la erosión causada por el viento y el agua, así como por la actividad de los seres vivos.

0 comentarios: