jueves, 3 de agosto de 2017

Dióxido de Azufre y Nitrogeno

Dióxido de Azufre y Nitrogeno

El primer tiene que ver con la refinación de petróleo, vehículos y emisiones volcánicas; irrita las vías respiratorias, en altas concentraciones lleva a la broncoaspiración, bronquitis y traqueitis. Agravas además enfermedades cardiovasculares.

El dióxido de nitrógeno proviene de la industria y vehículos con motor de combustión. Irrita las vias respiratoria y, en casos extremos, reduce la función pulmonar, agrava el asma y las enfermedades pulmonares crónicas.

0 comentarios: